Las claves del deseo

You may also like...

1 Response

  1. Esceptico dice:

    Hace años tuve una relación con una furcia. La deseé y la amé. Y siempre la respeté. Quienes han recorrido los parajes del fondo oscuro requieren dosis extras de respeto; como para asentar su confianza.Ciertamente el primer beso que nos dimos recorrió mi espina dorsal. Tardé mucho en lograr comerme su boca. Le ocurría como a la protagonista de tu película. Pero cuando llegó ese beso y me impregnó, supe que tenía un poco más cerca el cielo.Mi cielo, no el cielo de ellos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *